Ni todo es la vida profesional, ni todo la vida personal

El desarrollo de la mujer en el ámbito profesional ha hecho que aprenda a ser muy hábil y eficaz en sus trabajos y profesión, teniendo un gran foco y haciendo muchos esfuerzos para conseguir promocionarse con éxito, dejando de lado su vida personal. Esto provoca una gran descompensación, por un lado se siente satisfecha en el ámbito laboral pero por el otro, poco realizada como mujer en su vida cotidiana: mala relación, o no conseguir pareja, sentimiento de que la vida es apagada, sentirse sola, tener una imagen demasiado seria y formal.

 Esta situación genera una gran frustración por que son mujeres que han invertido mucho tiempo y conocimiento en su faceta profesional, consiguiendo las metas que se habían marcado pero en la vida personal no se les cumplen sus expectativas o sus ideales de vida. 

 La Metodología de #LaModadelasDiosas es un acompañamiento para mujeres que, a través de los Arquetipos de las Diosas Griegas y la manera de vestir de cada Arquetipo, puede detectar fácilmente cuál es su situación actual y que vida se muere por vivir, haciendo muy fácil de entender y ser eficaz y rápida la transformación. 

Una mujer para llevar la gestión de una empresa y coordinar a equipos tiene unas grandes dotes de estratega, como Atenea, diosa de la sabiduría, la estrategia y la artesanía. Nació de la cabeza de su padre, Zeus por lo tanto tiene grandes habilidades de organización, de detectar desde una mentalidad fría donde están las necesidades y actuar ante ellas. Esta facilidad de poder separar la mente de las emociones puede llegar a sentirse atrapada en ella misma por no poder expresar lo que también le pasa en su interior. Un personaje mitológico muy vinculado a Atenea es Medusa que convierte en piedra a todo

aquel que la mira a los ojos.

Este arquetipo llevado al extremo hace que una mujer se pueda sentir a parte del mundo y, como la vida personal no sabe como gestionarla por que en ella no son cifras, estadísticas, ni objetivos, se le escapa de las manos, por eso se centra más en el trabajo entrando en un bucle de difícil salida.

¿La solución?

Desarrollar el arquetipo que dé calor a esa frialdad; Afrodita

Dejar un comentario